jueves, 11 de febrero de 2021

Gaby Sambuccetti: "No hay malos poetas sino malos caminos"

 

Gaby Sambucetti

Proseguimos con nuestra serie "Buena/mala poesía, según les poetas". En esta ocasión es Gaby Sambucetti quien se presta a responder nuestro cuestionario. Y de nuevo, como en la entrega anterior, podemos asociar la visión de la poesía que se desprende con alguna de las cuatro concepciones -basadas en las primeras entrevistas- que habíamos usado para el test "¿Cómo ve usted la poesía?". Así, el acercamiento a la producción y a la lectura de poemas que construyen las respuestas de Sambucetti puede relacionarse con la idea de la poesía como proceso, en este caso con un énfasis en el contexto de producción y los aspectos extraliterarios (sociales y económicos).

¡Pero basta de introducciones! Preguntemos nomás:

***

- ¿Qué es un buen poema? 

- Desde mi visión polémica, discutible y escéptica de la realidad, un “buen poema” es la terminal de distintos procesos económicos, socioculturales e históricos que son bastante complejos.  Hay un fuerte componente social que opera sobre cómo va a juzgar la gente a determinada obra. 

Un buen poema puede ser el que te recomiende tu profesor, el que te sugiera una nota en el diario más importante de tu país o el que te imponga la editorial más monopólica del mundo. También puede ser el que recite el rapero de la esquina de tu casa quien tiene muchos stats en YouTube. 

Pero también (y este es mi costado favorito), puede depender de nuestras lecturas previas. Si leímos muchos poemas, si conocemos distintos movimientos, contextos, recursos, entre otras, vamos a tener una mayor capacidad analítica y objetividad. También vamos a ser menos manipulados por otras opiniones y citas de autoridad. 

Esto NO implica, sin embargo, que un poema elegido por la gente o por los medios, de manera intuitiva, no tenga valor. Todo lo contrario. 

Por ende, esta pregunta de 5 palabras, podría ser respondida en infinidad de ensayos y me cuesta dar una respuesta que no sea espiralada. Lamentablemente no puedo limitar mi respuesta a un simple “un buen poema es este”. 

De todas formas, en la forma más sintética que puedo lograr para estar a la altura de esta hermosa pregunta, podría decir que un buen poema depende ampliamente de nuestra capacidad lectora y experiencia personal.      

- No, no, no: a la pileta [risas]. Ya sea por lecturas o de manera intuitiva, me decís que ese "buen poema" puede ser detectado (incluso hablás de objetividad). Entonces vos, desde tu lugar, ¿cómo definís un buen poema, independientemente de que a vos te guste o no?

- Buen punto. Es verdad que hay cierto consenso entre los editores, los críticos literarios y la comunidad académica, pero ese consenso no representa a todos los lectores, ni implica que si se siguen sus reglas un poema va a ser bueno. Siguiendo esa línea, hay ciertos parámetros que nos ayudan a identificar a los poemas que tienen mayor trabajo en su proceso de creación. Por ejemplo, podemos escribir un verso que diga algo así como: “Una mujer es tan bella como una rosa”. Es una bella imagen, pero el problema radica en que fue utilizada tantas veces en el pasado que carece de peso. Es un cliché. Cuando escribimos conviene evitar los clichés porque no habilitan la visibilidad de la voz propia. Si escribimos como Cortázar o Borges, somos Cortázar o Borges. El problema es que la gente ya los leyó a ellos. Cuando un escritor recién empieza pueda utilizar recursos de esos escritores, pero a medida que pasa el tiempo, debería buscar su propia voz si quiere crecer como escritor.

Como este ejemplo, hay muchos otros. Entonces, si dominamos todas las técnicas, vamos a hacer mejores poemas. En lugar de escribir que “una mujer es tan bella como una rosa”, vamos a buscar nuevas formas, podemos con leves cambios notar esa diferencia. Escribir en su lugar: 

Una mujer es tan determinada
como una armada 

Cuando escribimos con nuestras palabras, no solo marcamos nuestra voz poética, sino que hasta podemos desafiar y cambiar la visión del mundo a través de los poemas.    

- ¿Qué es un mal poema?  

- Un “mal poema” mantiene una relación tóxica de codependencia con los deseos, acciones e intereses de otros poemas, personas, empresas u organizaciones. Para mejorar debería independizarse. Y para liberarse debería nutrirse de lo mejor que encuentre en el camino para hacerse fuerte.  

- ¿Qué es un/a buen/a poeta?

-Un buen poeta es el que se supera todos los días. El que hoy nos muestra una mejor versión de sí mismo en comparación a la que presentó ayer. Es el que en los juegos olímpicos haría el salto de longitud, cayendo cada vez más lejos en el arenero de sus propias palabras. Y es el que muere intentando, por ende, el que desaparece creando. 

- ¿Qué es un/a mal/a poeta?

- No considero que haya malos poetas, sino malos caminos, malos libros, malas acciones, malas opiniones. Hay autosabotaje, un mundo complejo, capital, obrar sin amor por la profesión, intereses, vaivenes de todo tipo. Pero ninguna de esas cuestiones determinan al autor para siempre y/o de manera absoluta. 

Un mal trabajo puede dar pie a un trabajo brillante y un trabajo brillante puede terminar en una futura obra de mala calidad. Un autor puede volar, ahogarse, ser condenado o amado a lo largo del camino. Lo más importante es seguir hacia adelante. Puedo decir que mis poetas favoritos entregaron su vida entera a la creación de sus obras, y  eso los hizo grandes poetas. 

- ¿Cuándo te gusta un poema? 

- Como decía Borges con respecto al amor, pero en este caso aplicado a tu pregunta: un poema me gusta cuando me doy cuenta de que ese poema es único, en el sentido de original y auténtico.

- ¿Cuándo no te gusta un poema? 

- Cuando parecería que operan fuerzas para coartar mi verdadera opinión o visión del poema.  

- ¿Cuáles serían esas fuerzas?

- La economía, las relaciones de poder, la corrupción, el ego, las clases sociales, y cualquier cosa que implique la dominación cultural de unos sobre otros a través de diferentes métodos y procesos.

- ¿Estás satisfecho/a con el lugar que ocupa la poesía en el espacio cultural/ literario? 

- Masomenos [risas].

- ¿Por qué? ¿Qué te gustaría que cambiase ? 

- En el fondo, muchos problemas siempre terminan siendo económicos. Si la sociedad fuera más justa, el mundo literario enfrentaría menos problemas; habría menor competencia entre escritores. Si pudiera elegir qué cambiar, invertiría más fondos, divididos equitativamente, sin corrupción, para que la gente pueda trabajar mejor (porque escribir también es trabajar), y por ende, vivir mejor. Esto suena extremadamente “utópico”. Ya que los mayores cambios empiezan por las palabras, en un principio dejaría de llamarle “utopía”/“sueños” a las realidades que deberían acontecer por defecto. Estoy segura de que mucha gente quiere estos cambios. Solo nos queda trabajar más para que sucedan.     

2 comentarios:

Mariam dijo...

Gaby, poeta Tan fuerte como su Vulnerabilidad!!
Un nuevo eslabón en el mundo de la poesía...
🌀

Anónimo dijo...

������